lunes, 16 de noviembre de 2015

Iglesia de Mérida celebró 25 años del Abrazo en Familia alabando y adorando a Dios



Con entrega, alegría y fe los padres y madres de familia participaron en el encuentro realizado en la Plaza de Toros, comprometiéndose a cuidar sus hijos y agradan a Dios

Ramón Antonio Pérez / @GuardianCatolic
Prensa Arquidiócesis Mérida/Thairy Moreno

Mérida 16 de noviembre de 2015.- Un imponente número de familias merideñas y grupos de amigos, se congregaron en la Plaza de Toros "Román de Eduardo Sandia"  el pasado sábado 14 de noviembre, para celebrar el 25 aniversario del Abrazo en Familia durante el Encuentro de Adoración y Alabanza que este año alcanzó su décima edición.


Organizado de forma magistral por la Pastoral Familiar de la Arquidiócesis de Mérida y Cáritas Mérida y con seguridad garantizada, el evento inició a la 1:00pm, con bailes, música católica, una muestra de equinoterapia y la grata visita de Monseñor Alfredo Torres, Obispo auxiliar en la entidad.

El prelado dio la bienvenida e impartió la bendición a los asistentes, a quienes saludó en nombre de Monseñor Baltazar Porras, manifestando la alegría de ambos por la realización este gran encuentro que renueva el amor a Dios y la esperanza en las familias merideñas.

Misa de Sanación y Matrimonios


Casi finalizando la tarde, inició la Gran Misa de Sanación, presidida por el padre Carlos Zambrano, acompañado del presbítero Jhon Emir Dugarte párroco de Jají, el párroco universitario presbítero Reinaldo Muñoz y un grupo de seminaristas, que junto a un hermoso openning con jóvenes bailarines y mimos, llenaron de color, música, cantos, bailes y la Palabra de Dios, la plaza haciéndola vibrar de alegría y fe.

El padre Carlos Zambrano expresó: ”mi corazón está lleno de alegría por la aprobación y el apoyo de Dios con este mundo de gente, este encuentro es la ratificación de que cuando los proyectos son de Él, nadie lo para”.

Recordó a las familias que “todos somos una bendición, pero los padres deben cuidar el corazón de sus hijos y recordar que si agradan a Dios, sus hijos van a ser bendecidos y se va establecer el proyecto de Dios en sus vidas”.



Durante la misa, gracias a los 3 sacerdotes, 15 parejas recibieron el sacramento del matrimonio y se realizaron 12 bautizos, que fueron celebrados por todos los asistentes. 

El encuentro finalizó de la mano del padre Carlos Zambrano como instrumento del Espíritu Santo y guiado por su voz, llegó el profundo momento de sanación, agradecimiento y alabanza a Dios, acompañado con un rocío de lluvia que ya de noche, baño de bendiciones a todos los presentes. 



VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.