domingo, 9 de abril de 2017

Moronta invitó a “experimentar el gusto espiritual de ser pueblo”



El Obispo de San Cristóbal pidió que el Domingo de Ramos no se quede “como un mero recuerdo histórico, ni como un evento con el cual se inicia la Semana Santa”

Ramón Antonio Pérez // @GuardianCatolic
Nota de Prensa Prensa DiócesisSC

“La Semana Santa comienza con el recuerdo de la entrada triunfante de Jesús a Jerusalén y con la lectura de la Pasión. Con la propuesta de la Liturgia de este domingo, todos los creyentes nos podemos introducir en el misterio de la pasión, muerte y resurrección de Cristo”, expresó monseñor Mario Moronta, Obispo de San Cristóbal, en la misa de Domingo de Ramos.

La ceremonia comenzó con el rito de bendición de las palmas en la Plaza Bolívar de San Cristóbal, en la que participaron fieles de varias parroquias de la ciudad, entre ellas: El Sagrario Catedral, San José, y Nuestra Señora de Coromoto. Luego cada parroquia regresó en procesión hasta su templo para la celebración eucarística.

El Obispo diocesano presidió la procesión hasta la Catedral de San Cristóbal. En la reflexión recordó que “el evangelio proclamado durante la bendición de las palmas nos presenta un hecho curioso y hasta contradictorio. Jesús entra a Jerusalén y sabe que los grandes del pueblo lo quieren aniquilar. Su Palabra, pero sobre todo la coherencia de su vida y la fuerza que transmite, pone en peligro la estabilidad de su poder humano y la religión vivida desde el alejamiento con Dios y los hermanos”.

Insistió monseñor Moronta que “este episodio no debe quedarse como un mero recuerdo histórico, ni como un evento con el cual se inicia la semana santa. Debemos ir más allá. Todos nosotros formamos parte del pueblo de Dios. Como nos dice el Papa Francisco, hemos de experimentar el gusto espiritual de ser pueblo”.

Exhortó el Obispo a renovar el compromiso cristiano. 

Dijo: “El inicio de la semana santa nos debe impulsar a renovar nuestro compromiso de cristianos y discípulos. Lo haremos de modo particular dentro de una semana cuando, haciendo brillar la luz de Cristo, renovemos nuestras promesas bautismales”.

Al final de la celebración el Prelado invitó a los fieles a participar de las diversas celebraciones de la Semana Santa. Recordando que este lunes se efectuará una “jornada de confesiones” en la Catedral de San Cristóbal durante todo el día, y el martes santo se efectuará el “Viacrucis de la Ciudad”, a la 1:30 de la tarde desde la parroquia Nuestra Señora de Fátima, en Barrio Sucre, hasta la parroquia Divino Redentor en la Unidad Vecinal.  



VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.