domingo, 4 de marzo de 2018

Maduro cambia fecha de las presidenciales, pero la MUD no participará




Las condiciones son insuficientes. Todavía existen presos de conciencia, líderes y partidos políticos inhabilitados; no hay un canal humanitario; el voto en el extranjero ha sido excluido...etcétera

Ramón Antonio Pérez | Mar 04, 2018
La Mesa de la Unidad Democrática (MUD) no se dejó “seducir” con el “cambio de fecha” para las elecciones presidenciales de Venezuela, pospuestas para el próximo 20 de mayo. Ante el anuncio hecho por el Consejo Nacional Electoral (CNE), el 1 de marzo pasado, consideran que “las condiciones son insuficientes”, y además, “la convocatoria y fecha tampoco están sujetan a las leyes del país”, y solo se hace para favorecer al Gobierno de Nicolás Maduro a través de un fraude electoral.
La fecha de la elección queda para el 20 de mayo, eso significa que estamos reprogramando la elección presidencial y estamos convocando la elección del consejo legislativo regional y municipal”, anunció Tibisay Lucena, presidenta del CNE. Agregó que así fue establecido luego del “acuerdo de garantías electorales” firmado por “seis candidatos que sí participarán”, aunque los aspirantes inscritos no son de la Unidad.

Condiciones para elecciones libres

A raíz de la primera y fallida convocatoria hecha para el 22 de abril, desde la MUD cuestionaron la decisión del CNE y enviaron una carta a Nicolás Maduro Moros el 27 de febrero, alegando que la convocatoria no responde a una elección justa, libre y transparente. Exigieron que el proceso debe, además, “ofrecer a los ciudadanos la confianza que los invite a participar, eje central el acto de votar”.
Reiteraron su intención de acudir “al evento electoral presidencial que corresponde para este año”, si materializan un conjunto de garantías democráticas: fecha de elecciones con margen suficiente; solucionar el “reequilibrio” del CNE para sustituir a los rectores “designados en fecha 13 de diciembre de 2016 por la Sala Constitucional del TSJ”; el acceso equilibrado a los medios de comunicación; habilitaciones de partidos políticos; y garantías electorales generales, no inferiores a las elecciones de 2012 y 2015.

Las elecciones deben ser transparentes

Una vez conocida la nueva fecha de las presidenciales, Voluntad Popular, el partido del preso político Leopoldo López, también rechazó con fuerza el llamado. “Desespero y miedo son las 2 grandes sensaciones que evidencia el régimen con su errante proceder”, dijeron desde la tolda naranja en una nota enviada a Aleteia.
“La fecha de elecciones debe ser acordada transparentemente, no se puede montar un parapeto de elecciones regionales y municipales, donde se evidencia su fraudulenta intención, complicando hasta la inscripción verdadera de los venezolanos en el exterior eliminado el absurdo requisito de su residencia legal en el exterior”, indicaron.
Sostienen que la unidad democrática está interesada en adelantar la elección como una solución a la crisis, pero no para ir a una farsa electoral. “Cada día que pasa el régimen retrocede, y con ello evidencia que está más débil de lo que se muestra (…) nos mantenemos firmes y no aceptaremos nada menos que las condiciones ya planteadas”.
Por su parte, Tomás Guanipa, del partido Primero Justicia, destacó que no vale la pena participar en un proceso presidencial en el que cambian la fecha por pocos días. “Después que tenemos un mes discutiendo toda esta situación cambian la fecha treinta días pero seguimos sin garantías, sin permitir que se dejen los lapsos necesarios para una elección transparente”, dijo.
Guanipa, que suena como precandidato presidencial dentro de PJ, indicó que los lapsos de tiempo establecidos por el CNE no permiten auditar el Registro Electoral (RE) adecuadamente. “Dicen que hubo movilizaciones de más de 1 millón 500 mil personas en 10 días y uno quisiera saber cómo hicieron esos movimientos si nadie se enteró ni cómo ni dónde eran los puntos para inscribirse o reubicarse en el RE”, denunció.

¿La ONU observará estas elecciones?

Los partidos opositores coinciden en señalar que la participación de los venezolanos residentes en el extranjero es otra de las aristas que aleja a la MUD de una participación en las presidenciales del 16 de mayo. “Casi dos millones de jóvenes venezolanos no han podido inscribirse en el Registro Electoral”, reiteró Guanipa.
Además, sobre la observación internacional tampoco existe garantía alguna de que pueda lograrse, pues según explicó el dirigente amarillo, la “única forma” de que la Organización de Naciones Unidas participe es que tanto el Gobierno de Maduro como la Mesa de la Unidad Democrática, soliciten la mediación de este organismo.
Los voceros políticos exhortaron al ex gobernador de Lara, Henri Falcón (que sí fue postulado por Avanzada Progresista y Copei), a rectificar “su decisión de convalidar el fraude electoral que a todas luces favorece al régimen de Nicolás Maduro”.