lunes, 6 de febrero de 2017

El Cardenal Urosa pide a las Iglesias Cristianas Unirse en defensa de la Familia


“La Iglesia Católica y las diversas iglesias cristianas están llamadas a unir sus esfuerzos a favor de la humanidad” y en rechazo de la “Ideología de Género que debilita a la familia”, dijo el arzobispo de Caracas

Ramón Antonio Pérez // @GuardianCatolic

Caracas, 06 de febrero de 2017.- El cardenal Jorge Urosa Savino no pierde tiempo ni escenario para defender el concepto de Familia: esa que está conformada por papá, mamá y los hijos; y para los creyentes, cimentada en la Familia de Nazaret: Jesús, María y José. 

Sus mensajes son indiscutibles y con insistencia apostólica “rebate a tiempo y destiempo” defendiendo la “célula fundamental de la sociedad”, y alertando contra aquellos "lobbys" e ideas que le hacen daño. El inicio del año 2017 no ha sido la excepción para esta lucha titánica en la que lleva toda una vida. 

Primeramente fue en el Octavario de Oración por la unidad de los cristianos, cuando el Cardenal Urosa exhortó a las Iglesias Históricas de Caracas a unirse para enfrentar juntos la Ideología de género y así “defender la auténtica familia cristiana y humana”, según expuso el 22 de enero en la Iglesia San Charbel de esta ciudad.

Luego, su exhorto fue ratificado el 2 de febrero, con motivo de la festividad de “Nuestra Señora de la Candelaria” en Caracas. Allí, en el emblemático templo que resguarda los restos del Venerable Doctor José Gregorio Hernández, no dejó dudas de su defensa en favor de la familia:

Desde hace pocos años, pero sobre todo a partir del año 2016, han comenzado a actuar con fuerza en Venezuela grupos organizados que promueven la así llamada ideología de género también conocida como corriente LGBT”, (lesbianas, gays, bisexuales y transexuales), expresó de manera categórica durante la homilía.

Expuso que la Iglesia Católica y las diversas iglesias cristianas, “en la búsqueda de su unidad en Cristo” están llamadas a “unir sus esfuerzos a favor de la humanidad en el campo de lo cultural, social y político”. Sus palabras fueron difundidas por las agencias allegadas a la Iglesia y otros medios de comunicación de contenido seglar.

La ideología de género es una corriente cultural, sociológica y política que sostiene que el sexo y la genitalidad –anatómicamente y fisiológicamente–no son lo importante ni determinante para el ser humano, para su identidad sexual, sino ‘el género’, es decir, la actitud o el rol, algo subjetivo, que la persona y la sociedad –la cultura dominante– asuma o le induzca al individuo”, explicó Urosa.

Indicó que esa corriente está “hoy en día activísima” en el mundo entero y “busca introducir modificaciones a través de la educación y las leyes en la cultura relativa a la familia y las relaciones interpersonales”.

Necesaria unión de los cristianos

Advirtió que la ideología de género promueve “un radical cambio cultural de la sociedad humana y, además, conduce a la práctica indiscriminada y sin límites de la sexualidad”. 

En consecuencia, “debilita la familia y, al querer equiparar al matrimonio uniones entre personas de un mismo sexo, va en contra del matrimonio natural, que es heterosexual”, añadió.

El arzobispo de Caracas alerta de igual manera, que la ideología de género “quiere crear una nueva sociedad, una nueva cultura sexual, en contra de las enseñanzas morales del cristianismo sobre la sexualidad, el matrimonio y la familia”.

De allí que instara a sus hermanos cristianos y al resto de los creyentes católicos a trabajar por la unidad también en torno a este tema. Es muy necesario que las Iglesias cristianas nos unamos para defender la moralidad sexual cristiana, los valores del matrimonio naturalmente heterosexual entre un hombre y una mujer, y la realidad natural y cristiana de la familia estable, heterosexual y moralmente virtuosa”, dijo.

El Papa Francisco y la Ideología de Género

Urosa recordó lo expuesto por el Papa Francisco, en su Exhortación Apostólica Amoris Laetitia, en la que se “presenta la ideología de género como un desafío para la familia. Es decir, una amenaza, un grave peligro para el ser humano”.

De igual manera, en palabras del Santo Padre, expuso lo siguiente: “Una cosa es comprender la fragilidad humana o la complejidad de la vida, y otra cosa es aceptar ideologías que pretenden partir en dos los aspectos inseparables de la realidad”.

También recordó los llamados del Papa: “No caigamos en el pecado de pretender sustituir al Creador. Somos creaturas, no somos omnipotentes. Lo creado nos precede y debe ser recibido como don.  Al mismo tiempo, somos llamados a custodiar nuestra humanidad, y eso significa ante todo aceptarla y respetarla como ha sido creada”, citó.

Un nuevo reto pastoral
Para el cardenal Jorge Urosa Savino este llamado a trabajar desde la unidad de las confesiones creyentes en Jesucristo, “se trata de la promoción y defensa de la familia cristiana, tal como la han presentado las Iglesias a través de los siglos”.

Considera que “la cooperación entre las Iglesias cristianas debe ir perfeccionándose más y más, en la promoción de la paz y en la aplicación de cualquier tipo de remedio contra los infortunios de nuestros tiempos”: hambre, desgracias naturales, analfabetismo, miseria, escasez de viviendas y la distribución injusta de las riquezas.

Pero también, para promover y defender la auténtica familia cristiana y humana”, finalizó el arzobispo de Caracas.





VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.