martes, 10 de noviembre de 2015

¡Conclusiones de la #ANP2015! La Iglesia en Venezuela, en comunión con el Papa y sus cambios



Fotos: @CEVMedios

Los cambios que promueve el Papa Francisco a lo interno de la Iglesia católica siempre estuvieron presentes en las sesiones de la primera Asamblea Nacional de Pastoral que, del 6 al 8 de noviembre, se realizó en Caracas, convocada por la Conferencia Episcopal Venezolana con el objeto de actualizar sus compromisos a la luz de los nuevos tiempos y bajo el lema: “Renovando la misión de la Iglesia en Venezuela”.

Precisamente, una de las decisiones fue reafirmar la “comunión con Su Santidad y con la Iglesia Universal”, y en consecuencia, los casi trescientos participantes entre obispos y laicos, sacerdotes y miembros de institutos de vida consagrada, diáconos y seminaristas de todo el país, le enviaron un mensaje al Obispo de Roma.

“Le saludamos con cariño, reiterándole nuestra continua oración por Usted”, expresa el mensaje de la ANP. “Venezuela le quiere, admira, acompaña y lo tiene siempre presente: desde el candor de los niños y la alegría de los jóvenes, desde la madurez de sus hombres y mujeres y la sabiduría de los ancianos, con sus familias, Iglesias particulares, parroquias, y todas las instancias eclesiales surge el recuerdo permanente hacia Usted”, señalan los católicos venezolanos.

Agradecemos su preocupación por nuestra patria y nuestras Iglesias particulares, por la familia y por los más pequeños y pobres de la tierra: nos sentimos unidos a Usted en su preocupación por la defensa de la Creación y de la dignidad de todos los hombres y mujeres del mundo”, dicen, agregando el compromiso de prepararse “para celebrar el Año Santo de la Misericordia”.

También informaron a Francisco que los participantes de la asamblea hicieron presentes “las tristezas y angustias de todos los hombres y mujeres de Venezuela, tan golpeada por una crisis social, económica y política”; y reafirmaron “el compromiso de llenar nuestra sociedad con la acción liberadora y salvífica recibida del Señor Jesús”.

Durante las discusiones y decisiones la asamblea no dejó “de lado las esperanzas y los gozos de nuestra gente, para lo cual ofrecemos el decidido testimonio de una Iglesia que quiere renovarse y hacer realidad el designio de amor del Padre Dios”.

Otro de los compromisos de esta asamblea que se realizó con motivo de los 10 años del Concilio Plenario Venezolano es “reafirmar nuestra decisión de seguir hacia adelante en el nombre del Señor guiados por los criterios del Evangelio y con la mirada puesta en los horizontes del Reino de Dios”, y como tal se lo hicieron saber al Santo Padre.

Pidieron a la “Trinidad Santa” que continúe fortaleciendo a Francisco en su misión. “Rogamos a María, venerada como Coromoto, Madre de Venezuela, le proteja con su maternal intercesión”, indicaron, al tiempo que imploraron la bendición apostólica.

Dimensiones del trabajo pastoral


El otro mensaje estuvo dirigido al “pueblo de Dios”, explicando las “cuatro grandes dimensiones de la Evangelización” tratadas en la asamblea: primero, Anuncio, “que hace presente ante nosotros, una vez más, la invitación a ser una Iglesia en estado permanente de misión”; segundo, Comunión, que nos pide un cambio de mentalidad para vivir una espiritualidad y una eclesiología de comunión, en la diversidad y en la colaboración de todos los carismas, ministerios y servicios”.

Tercero, Servicio, “es uno de los elementos constitutivos de la Iglesia, y nos recuerda que el Evangelio tiene una repercusión social y comunitaria. Y cuarto, Formación, “a la que somos llamados todos los bautizados como discípulos misioneros en la escuela de Jesús que, con su pedagogía, nos va capacitando para la comunión y la misión”.

Convocan a trabajar por la reconciliación


Indicaron que al plantear propuestas de acción pastoral “hemos tenido muy cerca de nuestros afectos, pensamientos y oraciones, la vida, las esperanzas y angustias del pueblo venezolano, que son también las nuestras como Iglesia”.

Denunciaron que los venezolanos viven “en medio de una realidad dolorosa, caracterizada por la fragmentación, la violencia y una profunda crisis moral y económica”. Por tanto, convocaron “a trabajar por la reconciliación del país”.

Finalmente, diversos organismos de la CEV recibieron las propuestas emanadas de esta asamblea nacional de pastoral “para que oportunamente las den a conocer al conjunto de la Iglesia en Venezuela, a través de los medios más adecuados”.







VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.