jueves, 29 de noviembre de 2012

Obispo de Guarenas se reúne con clero diocesano




Monseñor Pietro Parolin, presentó a los sacerdotes de Guarenas, un saludo en nombre del Papa Benedicto XVI, y los invitó a continuar “sin desfallecer en esta ardua labor de llevar el mensaje de Jesucristo, especialmente, en la realidad actual de Venezuela, que sigue necesitada de Dios”.
Ramón Antonio Pérez
Más Fotos: FACEBOOK
Guarenas, 29 de noviembre de 2012.- El Obispo de la Diócesis de Guarenas, Monseñor Gustavo García Naranjo, sostuvo este 28 de noviembre una reunión general con el clero diocesano cuyo objeto era fortalecer el trabajo pastoral en la zona, ocasión que contó con la presencia del Nuncio Apostólico en Venezuela, Monseñor Pietro Parolin.
La reunión comenzó a las 9 de la mañana con una oración común y exposición del Santísimo Sacramento, en la Catedral Diocesana “Nuestra Señora de Copacabana” de Guarenas. Estas ceremonias fueron dirigidas por el párroco y anfitrión del encuentro, Monseñor Benito Alberto Perdomo. Luego, los sacerdotes se trasladaron al salón parroquial donde se cumplieron las actividades de formación e intercambio de la acción pastoral.
Nuevo sacerdote y seminaristas
Monseñor García Naranjo destacó que “estos encuentros, del cual se realizan cuatro al año, permiten conocer las actividades pastorales que se impulsan en la diócesis, así como el intercambio de experiencias personales y parroquiales; pero también sirven para escuchar las necesidades y propuestas concretas de los sacerdotes, así como el fortalecimiento espiritual y la común unión, directa con el Obispo”.
El Prelado dio a conocer que este año han surgido cuatro seminaristas de la diócesis para su formación sacerdotal en el Seminario de La Guaira. “Pero además, el pasado 24 de noviembre, se realizó la ordenación sacerdotal del diácono Arnaldo Sarabia, natural de Caucagua, lo cual ha traído mucha alegría a la región de Barlovento”.
Informó que “la aplicación del Plan de Pastoral Diocesano, cuyo desarrollo favorece una visión apegada a los preceptos de la nueva evangelización, se cumple a cabalidad y cuenta con el apoyo de los párrocos y movimientos de apostolado”, señaló.
Nuncio: “continuar sin desfallecer”
Por su parte, Monseñor Pietro Parolin, presentó a los sacerdotes de la zona, un saludo en nombre del Papa Benedicto XVI. “Los invito a continuar sin desfallecer en esta ardua labor de llevar el mensaje de Jesucristo. Nuestra labor no es fácil, especialmente, cuando la realidad parece más interesada en otros aspectos y no en el mensaje de Dios”.
Mundo moderno versus post moderno
El encuentro contempló una charla formativa por parte del operario diocesano, presbítero Johan León, del Instituto de pastoral Beato Domingo y Sol, quien expuso el tema  de la vocación sacerdotal desde una perspectiva de contraste entre el pasado y el presente.
“La realidad nos plantea un serio reto de dos mundos confrontados entre si: el mundo moderno y el pos moderno. Por ello la realidad se nos impone, pero también nos emplaza a que los ministros de Dios nos centremos en la vocación que viene de Él”,
Acotó que “toda pastoral debe ser entrañablemente vocacional”. Y tras lanzar la pregunta: ¿qué es lo propio de un sacerdote? Respondió que entre sus tareas está la organización pastoral de la sociedad; servir como cura del alma de aquellos que lo requieran; brindar el servicio a la feligresía como director espiritual; conferir los sacramentos; y ser extensión del apostolado que encarna el Obispo, sucesor directo de los Apóstoles”.
Precisó que los sacerdotes no pueden ser solamente dispensadores de servicios.
“Nos encontramos dentro de una sociedad que cambia con mucha rapidez. Estamos insertos dentro de un nuevo ecosistema socio eclesial, y nuestra supervivencia depende de la capacidad de respuesta que tengamos según las tareas especificas en lo pastoral, sacramental, vocacional y sacerdotal; pero también, en la correcta respuesta que le demos en lo que nos atañe fundamentalmente según nuestra correcta interpretación de lo humano, la vocación cristiana que alcanza a la sociedad y, por supuesto, en lo eclesial”, dijo.
Bodas de Oro Sacerdotal
El momento fue propicio para recordar que este año el padre José Antonio Regalado Delgado, párroco de “Nuestra Señora del Carmen”, en Higuerote, celebró el cincuenta aniversario de ordenación sacerdotal. El padre Regalado es oriundo de la Isla de Tenerife y se encuentra en Higuerote desde 1975, según dijo.
Comentó que junto a un grupo de seminaristas, ya diáconos, entre ellos Gonzalo Morales Hernández - también sacerdote de esta Diócesis de Guarenas -, reciben la “Ordenación Sacerdotal”, en la Catedral de La Laguna (Tenerife), el 22 de septiembre de 1962.
Llega a Venezuela en el año 1975. Hace su labor pastoral durante 3 meses en Tacarigua y luego 37 años en Higuerote. Las Hermanas de Bélgica (Religiosas de Vorselaar) llevaban ya un año y un día en Higuerote. Con ese grupo de misioneras y la generosa respuesta de las comunidades y turistas se acometieron actividades pastorales, culturales, de formación humana y capacitación para el trabajo. Se dio preferencia a la acción social, a la participación litúrgica y a la catequesis prebautismal, de comunión (modalidad en Catequesis Familiar), confirmación y prematrimonial.
Atletas de Cristo en Araguita
Monseñor García Naranjo informó que la Parroquia “San Francisco Javier” de Araguita, estará bajo la responsabilidad de Monseñor Rafael María Febres Cordero, custodio mayor y fundador del movimiento Athletae Cristhi. Además del trabajo en las zonas rurales circunvecinas del municipio Acevedo, también realizarán actividades en sectores del barrio Zulia, Colina Feliz y Zumba de Guarenas.
Athletae Cristhi tiene sus inicios a mediados de 1993 en la Escuela Naval de Venezuela.
Actualmente se encuentra en doce países de cuatro continentes y entre sus características apostólicas, está la misión evangelizadora y labor social que cumplen en zonas de alta sensibilidad social.



VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.