sábado, 14 de junio de 2014

Publicado en ALETEIA: Papa Francisco: "Fuerza al pueblo venezolano"



El siguiente trabajo fue publicado inicialmente en el portal católico: Aleteia, el cual les recomiendo Visitar y hacerse Partner. Están realizando una excelente labor como mensajeros de la Evangelización a través de Internet. Saludos. RAP.
***********************

¿Qué está ocurriendo en Venezuela? La mujer del dirigente Leopoldo López le expresa su preocupación al Papa.
*******************************
“Bienaventurados los que tienen hambre y sed de justicia, porque serán saciados” (Mt. 5, 6)

Ramón Antonio Pérez

“Santo Padre, vengo en nombre de Venezuela, estoy aquí en nombre de la mujer venezolana que hoy como madres estamos desesperadas por lo que está pasando en mi país (…) torturas, secuestros, desapariciones, heridos, estamos viviendo muchas injusticias en Venezuela”. Estas fueron algunas de las expresiones que el Papa Francisco escuchó en la radiante Plaza San Pedro, durante la audiencia pública del 28 de mayo, provenientes de Lilian Tintori, esposa del dirigente político venezolano, Leopoldo López, que a la fecha llevaba más de cien días detenido por reclamar justicia y convocar la salida democrática y pacífica del gobierno de Nicolás Maduro.

“Se están violando los derechos humanos, todo impulsado por el régimen (…) y queremos que esto pare, queremos una mejor Venezuela”, acotaba Tintori aprovechando el apretón de manos del Sumo Pontífice. Fue un meritorio intento de Tintori por describir en tan poco tiempo la situación del país ante el Santo Padre, pero los quince años de este gobierno revolucionario, no se describen tan fáciles.

Venezuela adolece de cosas elementales como la adquisición de alimentos y productos básicos del hogar; medicamentos y centros de salud eficientes; requiere de una efectiva seguridad ciudadana, no la que que ha dejado más de 200 mil personas asesinadas por el hampa en tres lustros; exige una educación que permita el desarrollo integral del país más allá de solo vivir con las divisas de la renta petrolera. Pero lo que más necesita el país es un sistema judicial que sirva de balanza entre sus ciudadanos y gobernantes; entre la gente honesta y quienes violentan el ordenamiento legal.

El gesto de Lilian Tintori abre también una reflexión en torno a las bienaventuranzas que Jesús de Nazaret explicaba a sus discípulos en el Sermón de la Montaña. Es la famosa promesa descrita en Mateo 5,6: “Bienaventurados los que tienen hambre y sed de justicia, porque serán saciados”.

Tintori rememora que el 2 de febrero pasado su esposo Leopoldo López junto a la diputada María Corina Machado, el alcalde metropolitano Antonio Ledezma, el alcalde del municipio El Hatillo, David Smolanski, y la estudiante universitaria Gaby Arellano, entre otros dirigentes, plantearon una estrategia política denominada “#LaSalida de un gobierno corrupto, ineficiente y antidemocrático para #LiberaraVenezuela”. Ello, a casi un año de la cuestionada victoria de Nicolás Maduro, el 14 de abril de 2013.

Por su mente pasaría que en ese conjunto de movilizaciones nacionales entró la convocatoria de estudiantes universitarios el 12 de febrero, para conmemorar el Día de la Juventud. La marcha hacia la Fiscalía General terminó con la muerte de Bassil Da Costa, y luego en la noche, con la de Robert Redman, en Chacao, ambos presuntamente con disparos procedentes de armas de funcionarios policiales. Luego, en cuatro meses de protestas se sumarían otras muertes como consecuencia de la represión policial y los actos de grupos paramilitares afectos al gobierno: Alejandro Márquez, Geraldine Moreno Orozco, Jesús Enrique Acosta Matute, Génesis Carmona, Wilmer Juan Carballo, Daniel Tinoco, Angelo Vargas, Guillermo Sánchez,  Juan Orlando Labrador, Jhon Rafael Castillo,  Wilfredo Rey, José Cirilo Darma García … cuyas muertes todavía reclaman un acto de justicia o al menos se inicien las investigaciones. Sin embargo, la responsabilidad política de estas protestas fue adjudicada a Leopoldo López, librándose contra él boleta de captura, señalado de promover actos terroristas.


El 18 de febrero se produjo la entrega de López, destapando lo que se esconde detrás de un sistema que no valora a sus ciudadanos, a sus estudiantes, a sus trabajadores, as sus niños y mujeres, en tanto les sean útiles para su permanencia en el poder.

El llamado a la #LaSalida le ha valido estar recluido en la Cárcel de Ramo Verde, pero también ha roto el paradigma revolucionario descubriendo su verdadero rostro: una dictadura que controla los poderes del Estado, incluido el Judicial. “Las dictaduras tienen una sola política: reprimir, intimidar, amenazar, torturar, desaparecer, censurar”, dijo López a un medio, al tiempo que invocó “el camino frontal de enfrentar a la dictadura hasta lograr derrocarla por la vía popular, democrática y constitucional”.

El 30 de mayo, Lilian Tintori denunció que las autoridades de la cárcel militar de Ramo Verde prohibieron visitar a Leopoldo López, “alegando un nuevo castigo contra el líder político sin explicación alguna”. Antes, en el mes de abril estuvo 15 días sin poder visitar a su esposo por una entrevista que concedió al diario ABC de España.

De modo que el caso de López es apenas la punta de varias tramas injustas contra ciudadanos venezolanos. Ahí están el comisario Iván Simonovis y funcionarios de la extinta Policía Metropolitana; el general Raúl Isaías Baduel –junto a su hijo del mismo nombre-; la juez María Lourdes Afiuni; más de 3.000 estudiantes universitarios detenidos a raíz de las protestas desde el 12 de febrero, y que tras ser liberados algunos con medidas cautelares de presentación periódica en los tribunales, han sido conminados a no salir del país y dejar de participar en las protestas.

Los casos de los alcaldes Daniel Ceballos y Enzo Scarano, sentenciados por “apoyar” las protestas en sus municipios San Cristóbal y San Diego, respectivamente, significó para el gobierno ganar algo de tiempo. Otros dirigentes políticos se han exiliado, mientras se mantienen en la clandestinidad Antonio Rivero y Carlos Vecchio, líderes del partido Voluntad Popular fundado por López. Hay amenazas contra políticos, empresarios y medios de comunicación; agresiones y despidos de periodistas; y la permanente compra0 de conciencia a la población pobre. Todo ello adorna el gobierno de Maduro.  

El 8 de junio, la imagen de preso de conciencia de Leopoldo López, barbado, tras los barrotes y una puerta asegurada con candados irrompibles, apareció en los medios de comunicación. Es una cruel imagen teñida de la injusticia que delata al gobierno, pero al mismo tempo llena de esperanzas a la población y levanta con vigor el mensaje de Jesucristo: Bienaventurados los que tienen hambre y sed de justicia, porque serán saciados”. Cabe recordar que durante aquella audiencia pública del 28 de mayo, en la Plaza de San Pedro, el Papa Francisco, le dijo paternalmente a Lilian Tintori: “fuerza, fuerza, fuerza al pueblo venezolano”. Sin dudas,  una frase que alienta esta lucha que libran los venezolanos, y ratificada con Leopoldo López que así la ha recordado.


VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.