domingo, 8 de noviembre de 2009

Richard Blanco debe quedar en libertad por falta de pruebas

.
El Prefecto de Caracas lleva más de setenta días detenido de manera injusta por el gobierno comunista, esperando que el venidero martes quede en libertad, de lo contrario, se estaría demostrando otra nueva violación a los Derechos Humanos en Venezuela

Ramón Antonio Pérez

Caracas, 08 de noviembre de 2009. Los abogados del Prefecto de Caracas, Richard Blanco, informaron este domingo que el Tribunal 3ero de Control debe decidir dejarlo libre el próximo martes cuando se celebre la primera audiencia del caso que introdujo el Ministerio Público contra el dirigente político. Blanco fue detenido por supuestamente producir lesiones a un funcionario encubierto de la Policía Metropolitana durante la marcha en contra de la Ley Orgánica de Educación del pasado 22 de agosto y por instigación a delinquir.
El equipo de abogados asegura que la Fiscalía no ha presentado pruebas contundentes contra Richard Blanco y que, por el contrario, reposan en el expediente elementos que echan por tierra las acusaciones.
“Lo único que queda claro en todo esto es que, contra Richard Blanco, existe una persecución política y que se ha utilizado como instrumento para esa persecución a los tribunales de justicia y a la Fiscalía del Ministerio Público para mantenerlo privado de libertad de manera injusta, de manera no necesaria, toda vez que los delitos imputados y hoy acusados a Richard Blanco pueden ser producto de medida cautelar sustitutiva para llevar adelante un juicio totalmente en libertad”, aseguró Negar Granados, abogado del Prefecto de Caracas.
¿Medida Cautelar?
El abogado Negar Granados recordó que la defensa de Richard Blanco ha consignado dos documentos ante el Tribunal 3ero de Control, que lleva el caso del Prefecto de Caracas, solicitando la revisión de medidas para que se le asigne una medida cautelar sustitutiva y la juez Jeanne Medina las ha negado.
Ramón Flores, legalista del equipo de la defensa, reiteró que la misma medida sustitutiva que se otorgó al estudiante Julio Ribas para dejarlo en libertad debe beneficiar también a Richard Blanco, pues su caso forma parte del mismo expediente abierto por la marcha del 22 de agosto. Asimismo, considera que la detención del Prefecto responde a una estrategia de persecución contra la oposición y que Richard Blanco es preso político del presidente Hugo Chávez.
“El primero de julio Richard Blanco consignó ante el ministerio Público una denuncia contra el comisario Romero Insiarte de la Policía Metropolitana porque lo amenazó son sembrarle armas y droga. ¿Cómo se explica que haya sido detenido después sin notificación?, irrespetando el derecho a la defensa y el debido proceso”, dijo el abogado Ramón Flores.
Nueva Violación de los Derechos Humanos
A pesar de las últimas declaraciones del Contralor Clodosbaldo Russian en las que asegura que en Venezuela no existe la “Noticia Criminis” y que por tanto fotografías y videos no son pruebas de culpabilidad o inocencia, los abogados de Richard Blanco aclararon que la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia determinó en sentencia que los documentos de imagen captados por medios de comunicación son tomados como reflejo de hechos públicos, notorios y comunicacionales. Por tanto, insisten en que las fotos y videos presentados por la defensa de Richard Blanco deben ser tomadas como prueba de su inocencia.
Los abogados del Prefecto de Caracas explicaron que, si este martes el Tribunal 3ero de Control le niega la libertad, la defensa está en el derecho de presentar escritos solicitando la evaluación de las medidas las veces que sea necesario y que, de todas formas, en juicio se podrá demostrar su inocencia. Dejaron claro que si Richard Blanco no sale en libertad después de la audiencia preliminar se estaría en presencia de una nueva violación a sus derechos y al debido proceso.

VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.