domingo, 30 de octubre de 2011

Zulianos festejan “la bajada de La Chinita”


 En el evento religioso presidido por el Arzobispo de Calabozo, Monseñor Manuel Felipe Díaz Sánchez, estuvieron presentes autoridades civiles, militares y dirigentes políticos para dar inicio a los festejos en honor de la Madre de Dios bajo la advocación de la Virgen de Chiquinquirá, mejor conocida como “La Chinita”. 
A continuación el texto de Oscaremyz Bello de la oficina de prensa de la Gobernación del estado Miranda.

Texto: Oscaremys Bello
Fotos: Guillermo Suarez

Maracaibo, 30 de octubre de 2011- “En todo tiempo cuando a la calle sales mi reina, tu pueblo amado te ha confundido en un sólo amor, amor inmenso, glorioso, excelso, sublime y tierno, amor celeste divinizado hacia tu bondad”. De esta manera Ricardo Aguirre inmortalizó su devoción por Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá, mejor conocida internacionalmente como La Chinita o Reina Morena.

Gaitas como ésta se escuchan todo el año, pero especialmente su prosa melódica se intensifica el último sábado del mes de octubre cuando la Santa Patrona del Zulia baja para iniciar su recorrido por los pueblos de la entidad, peregrinaje que se extiende hasta el 16 de noviembre, preámbulo de la celebración religiosa por la conmemoración de los 302 años de su aparición en las riberas del Lago de Maracaibo el 18 de noviembre.

Este sábado, el gobernador de Miranda, Henrique Capriles Radonski, se unió al fervor religioso zuliano en el acto conocido como la “Bajada de la Virgen”. A las 5 de la tarde se llevó a cabo la eucaristía oficiada por el arzobispo de la población de Calabozo, estado Guárico, monseñor Manuel Felipe Díaz Sánchez.
“Para todos los marianos honrar las distintas manifestaciones de la Virgen ya es una tradición. La Bajada de la Chinita es una nueva oportunidad para renovar nuestra fe. La Virgen nos une a todos como un solo pueblo y a ella debemos pedirle por la unión del pueblo venezolano”, expresó.

Una vez más la Santa Reliquia de la patrona de los zulianos descendió para encontrarse con su feligresía. En un tobogán de 62 metros de largo se trasladó desde el nicho hasta  el pórtico. Los hombros de los servidores de María fueron sustituidos por un carro de hierro negro y lámina galvanizada manejado a control remoto.

La rampa por donde descendió la Madre Santa es un moderno diseño de José Ramón Olivares, quien en 2002 construyó esta innovadora idea, la cual suplantó la bajada manual de otrora. Cada año, desde su realización, el sistema es mejorado. Para esta ocasión se pintaron todas las láminas y se cambiaron las ruedas por unas más grandes para que no haya problemas con las flores. La velocidad del descenso la impuso el ritmo de la gaita.

Alrededor de 10 mil sillas fueron dispuestas en la Plazoleta para los feligreses que se congregaron para ver a la Chinita. Este domingo se tiene previsto que aproximadamente a la 1:00 de la tarde, la Virgen Morena Chinita inicie su recorrido por los municipios zulianos, siendo Mara el primero en recibir sus bendiciones.

302 años de devoción

La Virgen del Rosario de Chiquinquirá es la formal patrona de la Ciudad de Maracaibo, el estado Zulia y de la Guardia Nacional de la República Bolivariana de Venezuela.

La Santa imagen fue coronada canónicamente con las ofrendas de oro junto a piedras preciosas y semipreciosas tales como rubíes, zafiros y esmeraldas que su pueblo le ha obsequiado desde la colonia. Dicha corona está sostenida por cuatro ángeles de plata.

En la época hispánica la tabla fue cubierta en sus bordes con un repujado de oro, ciertos adornos sobre la imagen como coronas para la Virgen y el niño, la aureola, entre otros, los cuales han sido retirados en su mayoría a excepción de las corona. Cuenta la imagen con un cetro de oro, zafiros y esmeraldas; la imagen también con una corona elaborada con piedras denominadas "tumas" obsequio de la etnia guajira.



*****************************************

VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.