viernes, 22 de septiembre de 2017

Venezuela: La dura denuncia de un jesuita sobre la violación de los DDHH


El padre Raúl Herrera comparó la reciente muerte del concejal Carlos Andrés García con la de Franklin Brito, quien falleció como consecuencia de las huelgas de hambre contra el régimen socialista

“El Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin), es uno de los cuerpos de seguridad del Estado Venezolano, encargado de detener a los dirigentes políticos. Se los llevan en buenas condiciones físicas, pero los empiezan a torturar de forma mental y física hasta deteriorar su buena salud. Luego, para que no los vayan a culpar (al Estado) le dictan la medida cautelar de casa por cárcel, pero nunca se llega a concretar”.
Así de dura fue la denuncia del sacerdote jesuita, Raúl Herrera, director del centro para la paz y los derechos humanos “Padre Luis María Olaso” de la Universidad Central de Venezuela (UCV), y responsable de la Parroquia Universitaria “Epifanía del Señor”.
–– ADVERTISEMENT ––

En conversación para Aleteia, el religioso comparó en iguales términos de crueldad la reciente muerte del concejal Carlos Andrés García, con la del productor agropecuario Franklin Brito, ocurrida el 30 de agosto de 2010.
“Hace unos días se cumplieron siete varios años de la muerte de Franklin Brito, -un productor agropecuario que pasó cuatro meses en huelga de hambre- a quién el gobierno de Hugo Chávez le expropió sus tierras situadas en el estado Bolívar y no atendió su protesta”, recordó acerca de aquél episodio que conmocionó a Venezuela y el mundo.
El padre Herrera enfatizó que el Estado viola sistemáticamente y reiteradamente los derechos humanos de los venezolanos y de los presos políticos. “No puede ser que la Fiscalía dicte una orden de excarcelación, medida cautelar o sustitutiva y el Sebin no acate la solicitud”, dijo durante la conversación.
Afirmó que el Estado mantuvo al concejal García bajo su custodia, por lo cual fue su responsabilidad lo que le ocurrió. “No se le brindó asistencia médica adecuada, fue desatendido y le fueron violados sus derechos”, indicó.
En ese sentido, dirigió sus críticas también para el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), que ha negado cualquier posibilidad de autopsia al concejal apureño fallecido, para determinar las causas de su deceso. “Es muy grave que el máximo tribunal del país avale una mentira, y se le niegue al fallecido concejal García practicarle una autopsia forense. Las violaciones de los derechos humanos no prescriben”, añadió.
Comentó que el Gobierno de Nicolás Maduro persiste en el ataque sistemático contra sus oponentes en aspectos como “la tortura, el dolor o sufrimientos graves físicos o mentales, a una persona que se tenga bajo custodia o control”.
También dijo que el Gobierno usa “la persecución, la privación intencional y grave de derechos”, en contra de la disidencia política y otros ciudadanos.

Son crímenes de lesa humanidad...

El sacerdote y activista de los derechos humanos manifestó que “la desaparición forzada de personas traducida a la aprehensión, detención, encarcelamiento, hostigamiento o secuestro, seguido de la negativa de admitir tal privación de libertad o de negar información sobre el paradero de esas personas, son crímenes de lesa humanidad, según el protocolo de Estambul y los estatutos de Roma”.
Finalmente, el padre Raúl Herrera manifestó que para los ciudadanos venezolanos, quedan dos cosas por hacer. “La primera, mantenerse dentro de la Constitución, y la segundo, participar en las elecciones porque somos demócratas y la lucha debe seguir dentro de la ruta electoral, sin olvidar que la justicia siempre llega, esas muertes en las protestas no quedarán impune”.


Monseñor Alfredo Torres celebró IV Aniversario de Consagración Episcopal



Desde la Diócesis de Apure describen al obispo como un pastor con “olor a oveja”, según la expresión del Papa Francisco

Ramón Antonio Pérez // @GuardianCatolic
Padre Ender Moissant Ugarte // @e_moissant

El excelentísimo monseñor Alfredo Enrique Torres Rondón, Obispo de San Fernando de Apure, celebró el pasado 13 de septiembre, su cuarto aniversario de consagración episcopal “con olor a oveja: agradeciendo, acompañando a los más alejados y animando a la los sacerdotes”.

Así lo dice, una nota de prensa enviada por el padre Ender Moissant Ugarte, responsable de medios en la diócesis llanera, indicando que en la citada fecha, desde tempranas horas el Obispo visitó la parroquia “San Rafael” de Atamaica, donde compartió con los seminaristas y misioneros que atienden esa comunidad, y celebró la eucaristía.

“Ya la noche anterior, en la parroquia Nuestra Señora del Valle, había dicho: mañana me voy temprano a San Rafael a meditar y celebrar con esta comunidad que está sin sacerdotes; porque esta es la tarea del Obispo, a eso me llamó el Señor; agradezco a todos me acompañen con su oración”, refiere el padre Ender.

Describió que por la tarde, monseñor Torres celebró la eucaristía en la Santa Iglesia Catedral, en compañía de feligreses y algunos sacerdotes.

El Prelado afirmó: “aunque son solo 4 añitos, hay que agradecerlo, porque esto es un don. El Señor tuvo a bien conmigo de ponerme en esta tierra donde me siento bien (...) Yo estoy muy contento de estar aquí. Aquí es donde quiere el Señor que esté, y aquí estoy”.

Agradeció a los sacerdotes el acompañarle en esta Santa Misa y les animó a perseverar en la caridad Pastoral. “Siempre insistiré a mis sacerdotes tratar con cariño a la gente (...) Traten con toda benevolencia, amor y cariño a su gente, que esto es un Don de Dios”.

Por último, el presbítero Eliomar Valera, vicario de pastoral de la Diócesis de San Fernando de Apure, dirigió una palabra de salutación y agradecimiento al Obispo, por su “confianza, cercanía y atención hacia nosotros, su clero”, refiere la nota informativa.  

Monseñor Alfredo Torres fue nombrado Obispo Auxiliar de Mérida con el título de Obispo de Sassura, y Consagrado Obispo en la Catedral de Mérida el 13 de Septiembre de 2013, durante una Eucaristía presidida por Monseñor Baltazar Enrique Porras Cardozo.


Fueron también consagrantes principales monseñor Nicolás Bermúdez Villamizar – Obispo Auxiliar de Caracas y monseñor José Luis Azuaje – Obispo de Barinas. El 15 de Julio de 2016 fue designado IV Obispo de la Diócesis de San Fernando de Apure, cumpliendo con la toma de posesión canónica, el día 08 de Octubre del año 2016.




Beatriz Briceño Picón: “El pensamiento de mi padre alienta a rescatar la nación”



Como invitada ilustre, Briceño Picón asistió a los actos organizados con motivo de celebrarse 120 años del natalicio de Mario Briceño Iragorry, el escritor, historiador y político nacido en este estado

Por: Lalimar Alvarado
Tomado del Diario de Los Andes
16 de septiembre de 2017

La programación inició con el acto eucarístico oficiado por el obispo de Trujillo, monseñor Cástor Oswaldo Azuaje. Posteriormente, visitó la Biblioteca Pública que lleva el nombre de su padre y finalizó con un conversatorio en la Casa Carmona del Nurr, con la presencia de Carlos Simón Olmos, director del Instituto Universitario de Tecnología “Mario Briceño Iragorry” (Iutembi); profesores integrantes de la Fundación “Mario Briceño Iragorry” del Nurr y Jesús Briceño Cherubini por la Alcaldía de Valera, quien fungió como moderador.

 “Pero mira, ahí está Mario Briceño Iragorry, ese es el lugar perfecto para hacer la entrevista y tomar la foto”, dijo Beatriz Briceño Picón, al ver la foto de su padre en la entrada del auditorio “Domingo Miliani” de la Casa Carmona del Núcleo Universitario Rafael Rangel (Nurr), donde se llevaría a cabo el conversatorio: “CXX años de historia de Mario Briceño Iragorry”, en ocasión de celebrarse 120 años del natalicio de este insigne trujillano.

Con la imagen de su padre al fondo y sentada en los cómodos muebles ubicados en el pasillo –entre preguntas y repuestas- se colaron las anécdotas de su visita al estado Trujillo “este viaje me lo saqué del corazón, porque lo habíamos planificado el año pasado, cuando veíamos que ya se aproximaban los 120 años del natalicio. Incluso, en el Palacio de las Academias en Caracas se iba a hacer un homenaje pero mi hermana mayor y yo nos enfermamos y por las manifestaciones ocurridas en el país no pudimos programar nada. No sabíamos qué pasaría en septiembre”.

Añadió que desde la directiva del Iutembi le preguntaron -“Beatriz ¿Qué has pensado?”. “Y les respondí: bueno, si ustedes organizan algo yo me comprometo a ir. Sabiendo que tengo ochenta años cumpliditos, cumplo 81 en noviembre, no sé si puedan ser muchas más las veces en las que pueda volver a viajar sola. Sentí la urgencia de venir, de ahí la precipitación de muchas cosas, incluso olvidé mi celular, lo dejé cargando. Pero pienso que he vivido casi toda la vida sin celular, qué importa que vuelva a Trujillo sin el”. (risas).

“Estoy bien y no me presagio otra cosa pero no puedo pensar que en cinco años voy a estar en las mismas condiciones. Aunque yo acumulo juventud y no años, hay que ser realista y este es un momento estelar, porque el país necesita unidad y creo que papá es un hombre que representa la unidad de Venezuela, no como posición política, sino el espíritu de unidad del país, porque él fue un hombre que pensó a Venezuela en grande, la quiso y es querido por todos”, expresó.

En ese momento aprovechó para recordar lo ocurrido en el 2010, cuando se desapareció la biblioteca personal de su padre, tras la toma del Centro de Historia. “No sé dónde están las cosas, no sé si eso está en el río o está debajo de la cama de alguien. (…) Creo que eso es propio del crecimiento de los pueblos, ha pasado en Europa y América, pero el pensamiento de MBI trasciende las pretensiones que en un momento determinado tengan los políticos que quieran deshacer su historia. Su álbum de diplomas debe estar en el río, tampoco sé qué pasó con el palo con el que le pegaron en Madrid cuando hubo el atentado de muerte durante su exilio en el año 54”, cuestionó.

Sin resentimiento y con su rostro iluminado ofrece una perspectiva diferente sobre la vida y obra de su padre, al responder las siguientes preguntas:

– ¿Por qué el pensamiento de Mario Briceño Iragorry sigue vigente en la Venezuela del siglo XXI?

La historia y la búsqueda de la identidad nacional siempre fue su norte y todavía es una tarea pendiente en el país. Su pensamiento realmente puede darle mucho aliento a quienes en este momento se propongan rescatar el alma de la patria, que es historia, tradición, encuentro, cultura…Él le dedicó toda su vida a Venezuela. Todo su esfuerzo literario estaba dedicado a buscar en el país los valores.

Yo repito lo que dicen los estudiosos, pero como comunicadora y lectora, me doy cuenta que hay cosas nuevas y muy buenas en sus libros porque el sentido de laboriosidad y los valores que necesita el pueblo venezolano están en la obra de Mario Briceño Iragorry.

Nos hemos dedicado a ir hacia adelante incursionando en las nuevas tecnologías, pero si yo no conozco mi pueblo, mi gente, de dónde vengo y a dónde voy, eso me impide interpretar los procesos históricos y descubrir la historiografía del país.

– Ante la situación país ¿Cree que debe haber un mayor compromiso de los trujillanos en representar esa trujillanidad y rescatar la nación?

Claro que sí, eso es innegable. Aquí tenemos un Núcleo que depende de la Universidad de Los Andes. Se debe amalgamar para lograr ese objetivo. Además, hay mucha gente e instituciones como el Diario de Los Andes que se empeñan en trabajar en ese sentido. Es necesario hacer un esfuerzo por superar las cosas mezquinas que a veces aparecen en las ciudades pequeñas.

– ¿Cree que Mario Briceño Iragorry ha recibido el tributo que merece por parte de los trujillanos?

Mira, ha habido momentos, por ejemplo en el centenario, se hicieron cosas importantes. Se celebró un congreso y todos los del Núcleo  trabajaron mucho. Pero realmente hay que sembrar a Mario Briceño Iragorry en la escuela. Cuando ocurrió el problema con sus detractores, una de las cosas que más me dolió fue cuando me dijeron: sabes que hay unos viejitos alrededor de la plaza Bolívar llorando porque les dijeron que Mario Briceño Iragorry los había engañado. Eso me rompió el corazón. Por eso creo que hay es que sembrarlo y sin ideologías políticas.

¿Pero quiénes hicieron eso? No puedo decir que fueron los del Gobierno, sería injusto, pero lo hicieron los cronistas del momento con un afán de destruir su propia historia y con el apoyo del gobernador de ese entonces, Hugo Cabezas.

Los oficialistas me dicen que son iragorrianos y yo les digo: comprométanse con todo porque si ustedes dicen ser iragorrianos porque mi papá era antiimperialista, debemos analizar el antiimperialismo desde la perspectiva de Mario Briceño Iragorry (…).

– Imaginemos que MBI visite Trujillo ¿Qué impresión se llevaría?

Yo soy creyente y pienso que desde la vida eterna está viendo el escenario de Trujillo. Creo que su papel no es volver, sino darle fuerza espiritual al pueblo trujillano para que se reencuentre consigo mismo y nos dejemos de la partidocracia, esa serie de valores que están perturbando la vida de Venezuela.

Los estudiantes y profesores deben darse a la tarea de ir más a fondo y de preguntarse ¿Qué es lo que tenemos que imitar de MBI? Seguramente no sea su arcaizante lenguaje porque no pega en esta época. Pero vamos a leer “El Caballo de Ledesma”, “Tapices de historia patria”, “Mensaje sin destino”, “La hora undécima”, “La traición de los mejores”, vamos a acercar el espíritu de Mario Briceño Iragorry como una luz para rehacer la solidaridad, fraternidad y trujillanidad (…) si los árboles tienen buenas raíces van a crecer más.

– MBI murió cuando usted tenía 21 años, ¿Qué nos puede comentar sobre él como hombre familiar?

Una de las cosas que nos enseñó eran las tertulias familiares. Era un hombre que estaba pendiente del país y del mundo. Siempre pensaba en las injusticias y lo que le hacía  daño a la humanidad. Me transmitió ese fan de trabajo, no descansaba, escribía, sufría muchísimo y tenía mucha ansiedad por hacer muchas cosas. Nunca lo vi perdiendo el tiempo.

Se levantaba a las 4 o 5 de la mañana a escribir. Podía dar los cien bolívares que tenía en la casa a quien más lo necesitaba. Era un hombre de comunión diaria, un cristiano cabal. Creo que en el mundo cultural del siglo pasado no hay un hombre de tanta altura como el que es practicante, porque quienes tienen altura intelectual han dejado la fe y los que tienen mucha fe a lo mejor no tienen altura intelectual. No diremos que es el único, pero sí uno de pocos.

Nunca ambicionó bienes ni dinero solo servía al país a través de lo que Dios le había dado, que era una pluma que no sé cómo no se agotó. Resulta insólito ver todo lo que escribió papá siendo tan enfermo, habiendo ocupado tantos cargos públicos, con una familia numerosa y sin dinero, no sé cómo le dio para tanto. Me gustaría en la vida eterna…aunque no me hará mucha falta saberlo, cómo le rindió el tiempo, en 60 años dejó 29 volúmenes y un gran aporte en diversos géneros literarios.

“¡Lo que se hereda no se hurta!”

Beatriz Briceño Picón continúa el legado intelectual de su padre como destacada periodista egresada de la Universidad Central de Venezuela (UCV), hispanista y licenciada en Artes Liberales por la Universidad Complutense de Madrid y Universidad de Navarra (España), directora ejecutiva de la Fundación Mario Briceño Iragorry desde 1983, exdirectora del Gabinete Asesor de Relaciones Públicas de Madrid Garp (1965-1973), así como columnista de los periódicos El Universal y el Diario de Caracas.


Frase: El problema de Venezuela es ser un país tan rico que no supo administrar su riqueza. En este momento está viviendo de los ingresos generados por el tráfico de drogas, la entrega de zonas a explotadores, lo que nos hace morir de sed de espíritu”.



lunes, 18 de septiembre de 2017

El Cardenal Urosa ratifica: “Ahora no hay condiciones para el diálogo en Venezuela”


El cardenal venezolano afirma que lo prioritario en este momento son las elecciones regionales del 15 de octubre

 Sep 18, 2017
El cardenal Jorge Urosa Savino se mantiene al lado de los venezolanos que sufren y consideran “extemporánea” la realización de “reuniones exploratorias para el diálogo” entre el régimen de Nicolás Maduro y la Unidad Democrática.
En su entender, el Gobierno carece de credibilidad porque no ha cumplido con los acuerdos para resolver los problemas que aquejan a la población, y sin embargo, ahora nuevamente pretende “distraer la atención” de la oposición, sobre algo tan importante como son los comicios para elegir a los gobernadores, el venidero 15 de octubre.
Así lo reafirmó este 16 de septiembre, al concluir un encuentro con los líderes de los movimientos de apostolado vinculados al Consejo Arquidiocesano de Laicos (CAL) de Caracas.
“En este momento lo prioritario son las regionales. Ese es el objetivo fundamental. Las elecciones de gobernadores son importantes para establecer el inicio del cambio de gobierno en el país”, ratificó a la oficina de prensa del arzobispado de Caracas.
Ahora no se debe debatir si hay diálogo o no”, dijo en relación a la reciente reunión sostenida en República Dominicana entre delegados del Gobierno y la Unidad Democrática, realizada por invitación del presidente de ese país centroamericano.
El diálogo distrae la atención de la oposición sobre algo tan importante como los comiciosEl logro que va a obtener será desanimar al pueblo opositor”. Después de las elecciones regionales será cuando “podría evaluarse si se va o no a un diálogo”.
Cuestionó que la próxima reunión se acordara para el 27 de septiembre, es decir, a pocos días de las elecciones del 15 de octubre. 
En Venezuela no hay garantías ni condiciones para el diálogo”, expresó. “Todavía no se han cumplido las condiciones expuestas por el cardenal Pietro Parolin en una carta enviada el 1 de diciembre del año pasado, tanto al Gobierno del presidente Maduro como a la oposición”.
El arzobispo de Caracas explicó que el gobierno no ha cumplido con las medidas humanitarias para aliviar la grave crisis de abastecimiento de comida y medicamentos que sufre la población, que fue una las peticiones urgentes. Tampoco han liberado los presos políticos, al contrario, ha crecido el número de personas detenidas por pensar distinto y muchos han sufrido humillaciones, tratos inhumanos y otros están enfermos.
Además, dijo Urosa, no respetan la Asamblea Nacional escogida por la población, y fuera del marco legal han impuesto una Asamblea Nacional Constituyente cuya realización fue rechazada hasta la Santa Sede. Tampoco han acordado un cronograma electoral general, recordó en torno a la carta del Secretario de Estado del Vaticano.
“Si nos ajustamos a los señalamientos que ha hecho el Vaticano sobre el incumplimiento de los acuerdos, quizás no estaría participando en esta exploración del diálogo”, aseguró en una entrevista al diario El Nacional.
El Vaticano ha estado muy atento a lo que ocurre en Venezuela”, dijo al recordar que este año 2017, la Conferencia Episcopal Venezolana cumplió dos reuniones de “gran importancia” con el papa Francisco, primero el 8 de junio, en Roma, y luego el 7 de septiembre, en Bogotá.
El arzobispo de Caracas asistió junto a un grupo de obispos venezolanos, en el marco de la visita del papa Francisco a Colombia. Indicó que la breve reunión “evidenció que el Papa tiene coincidencia, empatía con el sufrimiento del pueblo venezolano y la gravedad de la situación del país”.

Las dificultades de la iglesia

Durante su encuentro con el laicado de Caracas, Urosa Savino llamó la atención en torno a continuar fomentando el trabajo de la Iglesia en los sectores donde las dificultades están más acentuadas. 
Tenemos que trabajar con ahínco a pesar de las dificultades socio políticas que nos aquejan”, aseguró a los presentes.
Nosotros como cristianos comprometidos, debemos llevar el mensaje de esperanza a estos sectores a pesar de vivir en medio de tantos problemas: la carestía de alimentos y medicamentos, la inseguridad, el transporte público, la situación política, el odio y la intolerancia…”.

El Cardenal Urosa compartió experiencias pastorales con el Laicado de Caracas


El cantautor Alexander Marquina D junto a un grupo de jóvenes con los que realiza importante apostolado social en sectores de Caracas y Venezuela...
El arzobispo de Caracas alentó el trabajo apostólico que llevan delante los movimientos seglares de la iglesia metropolitana

Ramón Antonio Pérez // @GuardianCatolic
Caracas, 17 de septiembre 2017
Más Fotos en: Facebook

El cardenal Jorge Urosa Savino participó el pasado 16 de septiembre, en un encuentro convocado junto al Consejo Arquidiocesano de Laicos de Caracas (CAL), en la parroquia "María Auxiliadora" de Boleíta, en la que reconoció e incentivó el trabajo de los diversos movimientos laicales que hacen vida apostólica en la ciudad.

El arzobispo de Caracas estuvo acompañado de su obispo auxiliar, monseñor Jesús González de Zárate, y un panel de que estuvo integrado por José Manuel López, presidente del CAL Caracas y otros directivos como Iraima de Meneses, Margarita Alfaro y Tibisay Landaeta.

Primeramente, el Purpurado escuchó las intervenciones de los líderes de los movimientos de apostolado quienes detallaron en qué consiste su misión, las parroquias donde trabajan, cuántos integrantes forman parte del apostolado; así como sus proyectos e iniciativas en favor del mensaje de Jesucristo, entre otros aspectos.

Allí estuvieron presentes representantes de 24 movimientos de apostolado, comprometiéndose a integrarse al Consejo Arquidiocesano de Laicos de Caracas e invitar a otros movimientos a cohesionarse de acuerdo con el carisma y espiritualidad de cada uno.

El cardenal Urosa Savino llamó la atención en torno a continuar fomentando el trabajo de la Iglesia en los sectores donde las dificultades están más acentuadas. “Tenemos que trabajar con ahínco a pesar de las dificultades socio políticas que nos aquejan”, dijo el Purpurado.

“Nosotros como cristianos comprometidos, debemos llevar el mensaje de esperanza a estos sectores a pesar de vivir en medio de tantos problemas: la carestía de alimentos y medicamentos, la inseguridad, el transporte público, la situación política, el odio y la intolerancia…”.

Luego de la reunión el cardenal Urosa presidió una misa y predicó acerca de fortalecer la fe de cada uno de los laicos presentes, a quienes invitó a “salir hacia los sectores más necesitados” para continuar llevando el mensaje de Jesucristo.

Posteriormente, el Consejo Arquidiocesano de Laicos, sorprendió al cardenal Urosa con motivo de su reciente aniversario sacerdotal. 

Cantaron el cumpleaños feliz y se realizó un compartir en el que algunos de los movimientos llevaron comida y una rica torta. 

José Manuel López informó que próximamente se anunciará la convocatoria de un nuevo encuentro ampliado, en el que se espera la participación de otros movimientos y responsables para motivar todo el trabajo apostólico en Caracas.

La Unión de Cofradías del Santísimo Sacramento estuvo representada por el señor Luis García y la responsable juvenil,  quienes anunciaron un próximo Congreso Nacional Eucarístico en Caracas. Fotos: @GuardianCatolic




Monseñor González de Zárate descarta agenda secreta del Papa


 Monseñor Jesús González de Zárate, obispo auxiliar de Caracas ofreció al Nuevo País/Zeta, detalles sobre el encuentro sostenido entre representantes de la Iglesia venezolana y el Papa Francisco en Colombia. Aquí la entrevista completa:
RAYLI LUJÁN/El Nuevo País/ZETA
Para el obispo venezolano, la reunión fue un “signo de cercanía”, en la que el Sumo Pontífice pudo expresar su preocupación por la difícil situación que vive Venezuela, la cual ha seguido de muy cerca.
Cuestionó, que un sector de la población cree “falsas expectativas” sobre una supuesta “agenda secreta” del Papa, pues asegura que este siempre ha reiterado su apoyo a buscar soluciones, abiertamente.
- ¿El encuentro estaba en la agenda como tal?
JGZ: El viaje apostólico del Papa era fundamental a la iglesia colombiana para encontrarse con los actores de la vida pastoral de Colombia. Este encuentro no estaba originalmente en la agenda, pero luego fue incorporado dado precisamente ese interés que tiene el Papa por la situación en Venezuela, y que además del encuentro, se manifestó en otras intervenciones públicas, tanto en el vuelo de ida como en el vuelo de regreso, así como en el Ángelus en Cartagena tiene por la iglesia de Venezuela, la posibilidad de la cercanía con Venezuela, propició el que se diera ese encuentro.
-El Vaticano ha sido muy reservado con los detalles del encuentro. ¿A qué cree que se debe?
JGZ: El encuentro fue muy breve y se ha hecho público a través de la oficina de información de la Conferencia Episcopal se ha informado sobre lo que se trató en ese encuentro. La preocupación del Santo Padre por la situación en Venezuela y el conocimiento que tiene. Nosotros los obispos, le manifestamos una vez más nuestra adhesión y como el proceso que estamos viviendo se ha radicalizado y eso provoca el sufrimiento de la gente en Venezuela. No hay ninguna agenda secreta, porque el Papa nos recibió al final de la Santa Misa después de un programa largo de trabajo, donde se había dirigido a los obispos de América Latina, donde estábamos nosotros presente, recibiendo directrices más generales.
En ese sentido, lo que allí se habló fue eso. Los obispos mostramos, una vez más, cuál es la difícil realidad de Venezuela, pues agradecimos al Papa su compañía y su palabra de aliento y lo que pueda hacer a nivel internacional, para solucionar la situación que vivimos.
-Usted indica que no existe una “agenda secreta”, sin embargo, el silencio del Vaticano ha dejado ver que existen algunos posibles acuerdos a puerta cerrada…
JGZ: No tengo ningún comentario sobre eso, porque no tengo la información.
-El Cardenal Urosa sí reveló que los obispos le indicaron al Papa que el diálogo no era posible actualmente por el carácter totalitarista que estaba reflejando el régimen de Maduro…
JGZ: Esas declaraciones del Cardenal corresponden a lo que el Papa había dicho en el viaje de venida, que como siempre lo hace había invitado al diálogo. Es evidente, que nosotros dijimos que el diálogo es muy difícil porque las condiciones no están dadas. Si no hay signos concretos que lleven a un diálogo eficaz, no se puede hablar ciertamente de diálogo, no es simplemente una formalidad, va orientado a dar respuestas a las soluciones de Venezuela y en esa línea era que el señor Cardenal presentaba su consideración. Hoy es muy difícil un diálogo.
- ¿Cómo fue la receptividad del Papa con respecto a este punto?
JGZ: El Papa está bien dispuesto a ayudarnos en todo lo que él nos pueda ayudar, fue lo que manifestó, cuando le preguntaron acerca de la posición de la Santa Sede con respecto a la situación en Venezuela. La Santa Sede ha estado por intervenciones personales, por intervenciones públicas, a través de comunicaciones, de la diplomacia, permanentemente atenta a la situación del país. Se crean expectativas falsas de parte de algunos sectores de la población, cuando creen que el Papa puede hacer una intervención mayor de lo que ya ha hecho. Ha hecho lo que estaba a su alcance para dar respuesta y permanecerá dispuesto a ayudar en lo que sea necesario, pero lo que pueda hacer como un pastor de la iglesia universal, como líder moral, como líder religioso, no como un líder político, porque no lo es.
-El Papa reiteró que la Santa Sede había hablado claro y fuerte…
JGZ: Lo ha hecho en reiteradas veces, en diversas comunicaciones, se ha hecho público al Presidente de la República, a las instituciones y a los actores políticos del país. Ha intervenido y seguirá interviniendo de acuerdo a sus posibilidades.
-Sí, aunque en esta última declaración si se notó un tono más elevado con respecto a lo que Maduro pudiese hacer con esta propuesta… ¿Se trataría de un nuevo nivel de presión, podría generar avances?
JGZ: El Papa está claro desde el principio, porque los que han venido como enviados suyos son como él dijo, personas de alto nivel dentro de la diplomacia de la Santa Sede. La Santa Sede ha hablado con claridad sobre las dificultades que hay que vencer, presentando las condiciones y lo que se espera es que las partes, sobretodo el Ejecutivo Nacional con su responsabilidad particular, tienen que cumplir para poder avanzar.
-Con el presidente Santos, ¿el Papa también logró tocar el tema de Venezuela? ¿Ustedes pudieron reunirse con el mandatario colombiano?
JGZ: No hablamos con el presidente colombiano. Nosotros fuimos invitados por la Conferencia Episcopal para compartir ese momento alegre, de gran repercusión pastoral en la iglesia en Colombia y otros fuimos porque pertenecemos a la coordinación general del Consejo Episcopal Latinoamericano y estábamos en una reunión de trabajo, de la cual formó parte el encuentro previsto en la Nunciatura Apostólica de Bogotá. No tuvimos vinculación con líderes políticos en Colombia.
-El presidente Maduro dice escuchar cada consideración que hace el Papa Francisco, pero cuando se trata de los representantes de la Iglesia en Venezuela, el presidente suele atacarlos… ¿A qué cree que se deba esto?

JGZ: Las posiciones de la Conferencia Episcopal son claras con respecto a las actuaciones del gobierno y no son distintas, ni estamos separados a las posiciones de la Iglesia universal ni del Papa. Tenemos una misión concreta que cumplir ante la realidad nacional, que es una misión de anuncio de la verdad de Dios, de su amor y su justicia. Y también una misión de denuncia de aquellas realidades, que vemos que no son conforme a ese plan de Dios, y a través de los diversos documentos, señalamos reiteradamente como nos hemos venido alejando del talante democrático, que era propio de la vida social de Venezuela, con unas decisiones que excluyen a una parte de la población, con acciones que vulneran los derechos políticos, civiles de nuestro pueblo. No podemos sino cumplir nuestra misión.

miércoles, 13 de septiembre de 2017

El Cardenal Urosa confirma solidaridad del Papa con los venezolanos



Expresó que la Santa Sede aún sigue dispuesta al diálogo con el Gobierno nacional, siempre y cuando “haya condiciones claras y garantías seguras”
Ramón Antonio Pérez // @GuardianCatolic
Nota de Prensa Unión Radio
El cardenal Jorge Urosa Savino indicó este lunes que el segundo encuentro con el papa Francisco en Colombia, aun cuando duró unos 10 minutos, fue “maravilloso”, al tiempo en que reiteró que su santidad está “muy pendiente” de la situación en Venezuela.
El Papa nos manifestó su solidaridad ante toda la situación que estamos viviendo y nos invitó a seguir adelante, trabajando por el pueblo de Venezuela como pastores de la iglesia que nos preocupamos por el bien de nuestros fieles”, dijo Urosa a la emisora Unión Radio.
Aclaró que no hubo instrucciones precisas por parte del Papa a la iglesia católica, sin embargo, escuchó a detalle todo lo que Urosa le manifestó referente a la crisis política en el país.
“Le manifestamos cómo se agudizó la crisis política, cómo se ha radicalizado el Gobierno, hablamos sobre esa Asamblea Nacional Constituyente y sus suprapoderes omnipotentes, eso no está ni previsto en la constitución. Le indicamos además la crueldad con los presos políticos y la persecución política a alcaldes”, agregó el Cardenal.
Recalcó que, en junio, el Papa Francisco le envió una carta –personal- al presidente Nicolás Maduro, sin embargo, desconoce si este le respondió.
“El papa ha hablado sobre Venezuela, ha hecho un gran esfuerzo para invitar al presidente (Nicolás Maduro) a corregir los problemas que están causando la actual crisis, una crisis real donde hay gente muriendo de hambre y otros comiendo de la basura. Hubo una carta reciente, creo que, en junio, en plena manifestación, pero no sé si tuvo respuesta”, aseveró el arzobispo de Caracas.
Antes de concluir la entrevista, el Cardenal Urosa Savino reiteró que la Santa Sede aún sigue dispuesta al diálogo con el Gobierno nacional, siempre y cuando “haya condiciones claras y garantías seguras”, acotó.


lunes, 11 de septiembre de 2017

La Virgen de Coromoto volvió a recorrer el Centro de Caracas (FOTOS)


El padre Johan Contreras recordó dos aspectos que marcan la aparición de la Virgen de Coromoto: el sacramento del Bautismo y vivir la fe cristiana en familia

Ramón Antonio Pérez // @GuardianCatolic
Caracas 11 de septiembre de 2017

Hace mucho tiempo que no veíamos a nuestra santa Patrona de Venezuela en las calles del centro de Caracas. En los últimos años nos habíamos conformado con hacerle su fiesta y la procesión dentro de la Catedral. Hoy es un día muy especial y me siento emocionada”. 

Así lo comentaba una de las feligresas que este 11 de septiembre acudió a la Catedral Metropolitana de Caracas, para celebrar los 365 años de aparición de la Virgen de Coromoto, Patrona de Venezuela.

El padre Johan Contreras, párroco de “El Sagrario”, que es como se llama la Parroquia de la Catedral, presidió la misa e invitó a los creyentes a colocar sus preocupaciones y esperanzas ante los pies de la Madre de Dios. Hizo un llamado al cumplimiento del Sacramento del Bautismo, uno de los centros del mensaje que la Virgen María trajo a Venezuela, además de presentarse ante un grupo familiar. 

Nuestras necesidades de todos los días, especialmente en estos tiempos en que en Venezuela las cosas no están muy buenas, debemos entregarlas a María. Pero también debemos ser obedientes y estar atentos a las indicaciones de Jesús”.

En favor del Bautismo y la Familia

Durante la homilía, el padre Contreras recordó que este 11 de septiembre, solemnidad de la Santísima Virgen María, Venezuela celebra su aparición bajo la advocación de Nuestra Señora de Coromoto, en Guanare, estado Portuguesa, hecho ocurrido hasta en dos oportunidades.

La primera ocurrió a mitad del año 1651 o principios de 1652 cuando la Virgen María se apareció al Cacique Coromoto y a su mujer en una quebrada. Allí, la Madre de Dios les dice en su lengua indígena que vayan al sitio donde viven los blancos para que recibieran el agua sobre la cabeza y de esta manera poder ir al cielo, es decir, que recibieran el Bautismo.

La segunda aparición fue el 8 de septiembre de 1652. Pero esta vez se le aparece no solo al Cacique Coromoto, sino también a su mujer, a su cuñada Isabel y su hijo de 12 años. Es decir, a un grupo familiar, recordó el padre Johan. La Virgen deja como recuerdo de su visita la sagrada y diminuta reliquia (Mariofanía) que se venera en su Santuario.

Recorrieron el Centro de Caracas

El entusiasta y joven sacerdote, invitó a que “con orden, respeto y devoción”, salieran en procesión con la imagen de la Patrona de Venezuela, para hacer un recorrido en el cuadrante en que se ubica la Iglesia Madre del país.

Integrantes de la Juventud Coromotana de la Catedral de Caracas custodió en todo momento la imagen que fue adornada con especial cuidado para esta ocasión. Así también, un grupo de hombres adultos y jóvenes se disponían al traslado de la imagen.

Al ser levantada recibió sonoros aplausos y vivas. Luego cruzaron la puerta principal del templo, y nuevamente los aplausos y gritos de júbilo se repetían causando la curiosidad entre los transeúntes que emocionados veían emerger del templo a la Virgen de Coromoto, también Patrona Principal de Caracas.

Oraciones y cantos acompañaron a la Imagen cuyo recorrido, partiendo desde el templo, llegó a la Esquina de Gradillas. Posteriormente siguió por la Avenida Este 2, cruzando frente al edificio de Fogade y subiendo hasta la Avenida Norte 1, deteniéndose para realizar un misterio del Santo Rosario en la Esquina Catedral, y desde allí hasta la Esquina La Torre.

De esta manera, Caracas celebró los 365 años de la aparición de la Santísima Virgen, bajo la advocación de Nuestra Señora de Coromoto, así como los 65 años de su coronación canónica. El Padre Johan Contreras dio la bendición final.

Patrona de Venezuela y Caracas

Los obispos venezolanos proclamaron a Nuestra Señora de Coromoto Patrona de Venezuela el 1 de mayo de 1942, y el Papa Pío XII confirma esta proclamación el 7 de octubre de 1944, declarándola: “Celeste y Principal Patrona de toda la República de Venezuela”. 

A partir de junio de 2011, bajo la motivación del Cardenal Arzobispo de Caracas, Jorge Urosa Savino, también fue nombrada Patrona Principal de esta ciudad, dijo el padre Conteras, recordando que el acto que se celebró de  manera multitudinaria, el 19 de noviembre de ese año, en el Parque Naciones Unidas de El Paraíso.

La historia eclesial de la Imagen recuerda que el 11 de septiembre de 1952, se realizó en Guanare la coronación canónica a la sagrada reliquia que la Santísima Virgen dejó en las manos del Cacique Coromoto. El acto fue presidido por el Cardenal Manuel Arteaga y Betancourt, arzobispo de La Habana Cuba y legado del Papa Pío XII.

Después de varios años, se concluyó la construcción del Templo Votivo Santuario Nacional en el mismo sitio de su aparición, el 8 de septiembre de 1952. El Templo fue bendecido por San Juan Pablo II, el 10 de febrero de 1996, en su segunda visita a Venezuela.










VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.